1.3.11

Just Jeff


Se me indigestó el atracón de glamour la noche del domingo al ver en el plus la ceremonia de los Oscars de Hollywood. Nada de lo que vi me emocionó. Quizá ver a Jeff Bridges y recordar la cantidad de buenos momentos en una pantalla que me ha regalado. También disfruté con los honores que le hicieron a Natalie Portman. Todavía no sé qué pensar de Cisne negro. La he visto dos veces en menos de una semana y estoy francamente perplejo. Desde la perplejidad se escribe con más hondura: expresa uno mejor lo que siente, restituye con más firmeza las ideas al blanco de la hoja (al blanco del editor del blog en este caso) pero  no sé qué pensar. En realidad estoy en esa etapa en la que prefiero mirar el cine y no pensarlo. No contármelo. Escribir sobre cine es un oficio del siglo XX, pero estamos en el XXI. En todo caso va a ser el primer año en muchos en el que no escriba nada extenso sobre la fiesta de los Oscars. Tengo a mano siempre la rendición anual de mi amigo Refo. Desde que la leo, prescindo de añadir nada más. Me quedo con Bridges. Con la Portman. Todo lo demás sobró. El año que viene a ver si contratan cómicos: el cómico es irreverente, hace humor disolvente (esto lo he leído hoy no sé en qué periódico en la barra de un bar) y mete el dedo en la herida y lo retuerce. 

.

6 comentarios:

Enrique Gallardo Villar dijo...

Una dosis de Gervais, pero ya metió la pata... y lo caparon.
No vi la ceremonia. No la vi por primera vez en veinte años, creo. Y bien que me alegro por lo que contaron en prensa y lo que leí al día siguiente y hoy en blogs.
Yo también soy de Jeff. El Notas es mucho Notas, compañero.

Anónimo dijo...

Nunca me intereso por la pompa del cine. Veo películas, de vez en cuando compro un Fotogramas o un Cinemanía, pero más que nada por leer crítica de gente seria. Los trajes de Sharon Stone me la refanfinflan en tres tiempos. Me gusta el cine. Punto. Así que hará bien, sr. Calvo de Mora, en no volver a ver galas y seguir escribiendo (tan bien como escribe, sí, señor) sobre películas. Perdone el atrevimiento, pero no sé por qué creo que me va a entender y... a perdonar.


Luis Fernando Cobo

EMILIO CALVO DE MORA dijo...

Capan al blasfemo. Lo necesitan, pero manda la corrección y al final es sacrificado. Gervais es un irreverente, un cómico enorme; Billy Crystal a su modo es otro. Ambos necesarios, Enrique. Se precisa gente así para levantar una ceremnia de este tipo. Los actores sólo interpretan: no aportan, no dan nada de sí mismos. Al menos en esto, claro.
Jeff es el Notas.
El Gran Notas.
Un saludo.

Dirigido por, si es críticas lo que buscas, da más que Fotogramas y , por supuesto,mucho más que Cinemanía, que nunca acabó de llenarme...
Refanfinflar: me apunto el verbo. ahora mismo. Ya. Es mío...
No es atrevimiento, Luis Fernando, ni mucho menos.
Le entiendo muy bien.

Ramón Besonías dijo...

De Hollywood, pese a que lo evito (quizá por darme de intelectual o aséptico a la comida basura) me gustan muchas películas y con ello también su boato icónico, su letanía de mitologías laicas. Me crié con ellas, son una parte de mi memoria y de mi sincero respeto a la cinéfila emocional que aún hoy sigue alimentándome y produciéndome placeres inefables.

De los Oscars me quedo con las películas que vi y las ganas de ver otras. "Valor de ley" y "El cisne negro", prodigiosas, de seguro perdurarán, no nos cansaremos de verlas. "La red social", sugerente, actual, de su época. Con el tiempo se verá como un drama eterno shakesperiano sobre el tirano lisiado emocionalmente, Ricardo III redux. Me apunto ver "Winter's bone" y "Animal kingdom"; quizá "The fighter", aunque menos (me dan tirria los dramas de autosuperación o decadencia). Por supuesto, "En un mundo mejor" e "Inside job", necesarias, espero.

Por cierto, Bridges, eterno, es cierto. Y la Portman, eterna y carnal a partes iguales.

Buen día, amigo Emilio, y cia.

Anónimo dijo...

No. No trago el glamur ni me gustan los escotes palabra de honor. Me aterran los tacones. Soy una mujer no-mujer. Y orgullosa. Jeff si que me pone!
Ana

Lupe dijo...

It's been a great day for heartbreaking.